Evitar los rebrotes de COVID-19 mediante el rediseño de los espacios públicos

Aceleración de proyectos para empresas en el ámbito de la fotónica
octubre 1, 2020
El proyecto TurnItOn presentado por el inLab FIB es finalista en los premios enerTIC Awards 2020
octubre 20, 2020

Barcelona, España, 14 de octubre 2020

  • FURNISH es un proyecto que tiene el objetivo de rediseñar las calles del mundo y reconfigurar los espacios públicos a través del uso de elementos temporales móviles.
  • El proyecto está financiado por el EIT Urban Mobility, una comunidad de innovación que reúne academia, investigación, compañías, y ciudades para trabajar en soluciones innovadoras para los retos de movilidad actuales.
  • CARNET, Universitat Politècnica de Catalunya · BarcelonaTech (UPC), Elisava, y l’Institut d’Arquitectura Avançada de Catalunya (IAAC) organizan la convocatoria a grupos que quieran participar en el proyecto.

Muchas ciudades europeas están rediseñando sus espacios públicos. Después del confinamiento por la COVID-19, la densidad de usuarios en el espacio público hizo imposible garantizar el distanciamiento social. El European Institute of Innovation & Technology (EIT) – Urban Mobility lanzó una convocatoria dedicada a abordar los retos de movilidad urbana que plantea la pandemia, la cual forma parte de la Iniciativa de Respuesta a las Crisis del EIT, que contribuye directamente con la respuesta de la Unión Europea ante la pandemia de la COVID-19.

Un consorcio liderado por CARNET (iniciativa coordinada por CIT UPC), con la participación de la Universitat Politècnica de Catalunya · BarcelonaTech (UPC), la Escuela Universitaria de Diseño e Ingeniería de Barcelona (Elisava), el Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña (IAAC), el ayuntamiento de Milán y AMAT, ganó una de las subvenciones con su proyecto FURNISH (Fast Urban Responses for New Inclusive Spaces and Habitat). Este proyecto ha organizado una convocatoria abierta para la participación de equipos, cuyos objetivos serán evitar la propagación de la COVID-19 mediante el rediseño y la reorganización de los espacios públicos. Además, busca también aumentar la capacidad de fabricación digital local.

Recientemente se ha observado que la sociedad está dispuesta a colaborar en la lucha contra la COVID-19, como ha demostrado el suministro descentralizado de material impreso en 3D al personal sanitario durante la pandemia. Este proyecto tiene como objetivo dar a los locales la oportunidad de participar en la creación de la nueva imagen de su propia ciudad. «El urbanismo provisional requiere elementos urbanos provisionales, producidos en las propias comunidades, para promover la reindustrialización digital de las ciudades y reducir su movilidad forzada«, declaró Vicente Guallart, ex arquitecto jefe del Ayuntamiento de Barcelona y director del IAAC.

La convocatoria del proyecto FURNISH ha estado abierta a equipos de toda Europa. Todos los grupos están formados por una entidad de diseño (profesional, académica o institucional), así como una empresa de fabricación de su mismo municipio. Un total de 7 equipos participan en el proyecto; 4 seleccionados a través de la convocatoria abierta y 3 encabezados por los socios de FURNISH (UPC/Elisava/IAAC). Dado que este proyecto se llevará a cabo mediante un espacio de trabajo común basado en la colaboración, los 7 equipos participarán en talleres virtuales dirigidos por los miembros del consorcio, de modo que todos los proyectos se beneficien del conocimiento de los demás participantes.

Los equipos trabajarán en nuevos proyectos de movilidad y diseñarán elementos urbanos móviles temporales para reconfigurar los espacios públicos. Las propuestas contemplarán la reorganización de los espacios públicos, en especial aquellos que presentan mayores problemas de aforo, mediante el uso de estos elementos. «La crisis de la COVID-19 es una oportunidad para fomentar un diseño, uso y gestión dinámicos del espacio público, en los que el distanciamiento social impulse la interacción en lugar del aislamiento«, afirmó Roger Páez, director del Máster en Arquitectura Efímera y Espacios Temporales de Elisava y jefe de proyecto de FURNISH de Elisava.

La web (https://www.furnish.tech) ha sido lanzada y aceptó solicitudes de equipos hasta el 25 de setiembre. Los equipos seleccionados pasarán dos meses siendo asesorados desde el inicio del proyecto hasta la fabricación de los prototipos. El proceso terminará en diciembre, cuando todos los resultados y materiales creados se publicarán en la Plataforma de Innovación Abierta y estarán disponibles gratuitamente para su uso en cualquier parte del mundo.

El proyecto creará un repositorio en código abierto de conocimientos relacionados con la planificación urbana, la movilidad, el comportamiento social y los elementos urbanos, que podrá ser reproducido en cualquier lugar del mundo.